Palabras de Vida

Fe Viva

February 16, 2020

2  Reyes nos cuenta la historia de Naamán; y a lo largo de esta historia maravillosa y milagrosa, el enfoque no es en el milagro en sí, sino en el crecimiento de la Fe de Naamán. Naamán cambió su enojo y sus sentimientos egocéntricos por la Fe al aceptar la cura a su enfermedad. La obediencia a Dios empieza con nuestra humildad. Debemos reconocer que el Camino de Dios es mejor que el nuestro. Dios quiere nuestra obediencia más que cualquier otra cosa. Dios puede usar cualquier cosa para obtener sus propósitos y todos los propósitos de Dios son buenos y para nuestro beneficio porque Él nos ama.

2 Reyes 5: 1-19

Serie: «Fe Que Crece»